lunes, 7 de julio de 2008

Caída



He sido expulsado, abandonado a mi suerte.
He perdido el norte y la estrella polar.
Te busqué hasta en las tierras más allá del horizonte
y no te encontré.

Aun el último roce de tus labios arde en los míos.
El recuerdo del resplandor de tus pupilas quema mis ojos.
La sensación del abrazo de tus alas aprieta aun mi corazón.

El mar se ha secado y ya no hay estrellas en el firmamento.
Mis alas han desaparecido.
Ahora soy mortal
y no te encuentro.

Estoy incompleto.
Te haces lejano, solo una sombra.
Ya no me sostienes.
He caído.


Fotografia: Google, poema: Haldar F. Savery

13 comentarios:

HAIRYBEARS dijo...

HOLA

GUAPOOOOOO

SALUDOSSSSSS

HAIRYBEARS
http://hairybears.blogspot.com/

EGO dijo...

Pos levanta, killo! que no está la cosa como pa quedarte ahi abajo! un abrazo desde el más acá...

Luna dijo...

Hermoso poema!
A veces los ángeles nos sueltan por un ratito...

Mario dijo...

Siempre habrá alguien que te recoja y te vuelva a elevar... Nunca, nunca estás solo...

Germanico dijo...

Que buen poema para ilustrar la lejania. Siempre brillante.

Saludos

Os-K-r dijo...

Creo que entiendo de lo que hablas.

Como la sensación de quemazón en el brazo, casi al rojo vivo, de haber notado durante unos instantes el contacto de su mano ahí.

Y que aunque la sombra se aleje, puedas sentir en tu cuerpo sus ecos de reloj de cuco.

mi despertar dijo...

No te has caído ,ella te sostiene
besos

alvaro Locx dijo...

Me mataste

genial post

Haldar dijo...

Hairybears: Gracias por la visita. Vuelve cuantas veces quieras.

Ego: Claro que no, hay que levantar el vuelo de nuevo, con o sin ayuda! Abrazotes.

Luna: ¿Será que se van de paseo? Besos

Mario: Eso es verdad, siempre esta el ángel de la guarda. Besos

Germánico: Gracias por lo de brillante, no es pa’ tanto, jejejejej. Besos

Os-K-r: Una pregunta: el reloj de cuco no es el de la muerte? Abrazos.

Mi despertar: A veces uno si se cae... y no hay quien te sostenga. Besos

Alvaro Locx: Espero revivas! Y daré una vuelta por tu blog. Abrazos

Thiago dijo...

Bueno, si algo admiro es a los que sois capaces de hacer poesía, pq yo soy incapaz, claro que no es lo único... jaaj.

Tener alas está muy bien, pero ser humano no está tan mal después de todo, a veces volamos sin ayuda de alas solo en brazos del amor... Y esa esperanza, la de encontrar el amor, es la que nos debe si no ya hacer volar, al menos levitar.. que llegar seguro que el amor llega.

Bezos.

Ana Belio dijo...

Hola.

Lamento que al ir a mi blog y leer, te hayas sentido mal y más triste, lo siento de verdad.

Por otra parte he disfritado con este texto tuyo de aires de ciencia ficción.

Un beso.

Gus dijo...

Muy buen poema! y la foto me mató!

Tenés idea de quien es?

Un abrazo ;)

A Bientôt!

diariodeunamujersola dijo...

en ocasiones el paraiso secierraen nuestras narices...y sentimos la soledad implacable y eso nos hace sentir que caemos....no te ampares en un angel...son vanidosos,supremos,es mejor coserte alas y volar....volar hasta donde el cielo y el mar se hacen uno....volar dode los simples mortales no pueden llegar....y si te caes sera tu pena...no debes confiar en los angeles ellos tambien saben traicionar
besitos